Remmy Valenzuela, un éxito sobre y bajo el escenario

El pasado fin de semana estuvo lleno de éxitos para “El príncipe del acordeón” pues el viernes 2 de agosto se presentó por sexta vez en el palenque de la FENADU (Feria Nacional de Durango) con un sold out que dejó a los asistentes más que contentos y que dejó claro que Valenzuela sigue siendo uno de los artistas más importantes de México.

Al siguiente día la cita fue en Tulancingo, Hidalgo, un escenario nuevo para Remmy Valenzuela y su equipo; dicen que la primera impresión es importante y no cabe duda que la primer impresión de Valenzuela en Tulancingo fue excepcional, pues la gente no dejó de cantar grandes éxitos como “Mentí” o “Mi princesa” e incluso los nuevos sencillos de su más reciente álbum como “Mentiras” y “¿Por qué te vas de mí?”.

Pero los éxitos no solo se dan en el escenario, pues también se anunció un nuevo proyecto de la “Fundación Remmy Valenzuela” una asociación civil sin fines de lucro que busca conservar el medio ambiente por medio de varias actividades, esta vez el proyecto es un Campamento Tortuguero en Playa Las Glorias en Guasave, Sinaloa.

Los beneficios de esta actividad son:

  • Monitoreo y vigilancia de la playa para protección de las especies que la utilizan.
  • Rescate e incubación en un sitio protegido de nidos de tortugas marinas para su posterior liberación.
  • Impulso de la educación ambiental en todos los niveles escolares para informar sobre la importancia de la vida silvestre.
  • Participación de estudiantes en el campamento para beneficios de servicio social, prácticas profesionales, tesis, entre otras.
  • Impulso del eco-turismo en la región promoviendo la visita al campamento tortuguero.
  • Realización de eventos educativos y culturales como festivales de la conservación de la vida marina.
  • La instalación de un museo de la conservación de la vida silvestre de la región y de las áreas protegidas.
Este fin de semana de éxitos demuestra que Remmy Valenzuela es un artista comprometido dentro y fuera del escenario, tanto en su música, como en el mundo que lo rodea.